La primavera sigue y el trabajo en la viña no para, como en la bodega.

Todos los años, ponemos las colmenas para favorecer la polinización y el cuajado de nuestras viñas. Una buena práctica, que favorece el entorno y la formación de racimos.

Este año, se ha notado la ausencia de incidencia humana en la naturaleza y las lluvias del mes de abril, presenta toda su exuberancia. Esperemos que finalice bien.

Hemos tenido la oportunidad de hacer video-cata y colaborar con hectormromero y bog.winelovers, en instagram, para hacer más llevadera la situación.

Gracias a tod@s

Disfrutar

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies